Ante la cerrazón al TLC. México debe avisparse

TLC 

 

“Estados Unidos no tiene amigos, sino intereses”, afirmó John Foster Dulles en los años 50, convirtiendo la frase en una profecía autoconstruida, no solo por Estados Unidos sino por el mundo.

Algo que no ha entendido México es creer que a Estados Unidos le conviene hacerse su amigo, como la única forma de evitar que la violencia que vive nuestro país se pase a su territorio, misma que Estados Unidos genera desde los tiempos de Calderón.

Esto quiere decir que la paz de México es la paz de Estados Unidos pero su gripa, para nosotros es pulmonía, ¡ohh!… ¿influenza? . Bonita deducción… México se ha convertido en manos de los Prianistas en un país violento y servil para los Estados Unidos. Visto a los ojos del mundo desde el exterior y de los mexicanos interiormente; ya que nos hemos enemistado hasta con Sudamérica desde que Peña Nieto siendo candidato no esperó que el conteo de las elecciones se completara y ya lo estaban nombrando presidente. Motivo por el que Argentina rompió relaciones de inmediato con México en 2012 durante el mandato de Cristina Fernández de Kirchner. “Se dice que durante el último año de gobierno de Calderón” para no tallar más la herida, la realidad es que se cercenó de manera unilateral un acuerdo de libre comercio con México en el sector automotriz, conflicto que llegó hasta la Organización Mundial del Comercio y que se resolvió apenas el año pasado. Por otro lado, nuestro país no ha hecho suficientes alianzas con Europa y Asia…

Sin embargo, ahora que Estados Unidos echó a México del Tratado de Libre Comercio, la Alianza del Pacífico como mecanismo de integración regional, conformado por Chile, Colombia, México y Perú, establecido en abril de 2011 y constituido formal y jurídicamente el 6 de junio de 2012 (con la suscripción del Acuerdo Marco),  busca crear mercados atractivos entre sus países miembros, y Argentina intenta integrarse para lograr una mayor competitividad a nivel internacional, habiendo sido antes, meramente observador, junto con 52 países, entre ellos en el Continente Americano: los Estados Unidos y Canadá que al día de hoy con la Alianza del Pacífico, Argentina ya está repensando, por la gran oportunidad para definir todos los procesos de competitividad, mejorando la conectividad y visualizando a América Latina como un continente integrado con gran potencial.

Para México ha sido un golpe bajo aquello del Tratado de Libre Comercio (TLC), porque le fue muy cómodo, tener concentrado su mercado con Estados Unidos y por ello. muy riesgoso.

¡México! se quedó solo y sin recursos, con gobernantes transgresores y ciudadanos indiferentes a su historia y a su presente, incapaces de hacer uso de su derecho a votar. Esto ha sido un precio muy alto, por ello hay que recapacitar y  marcar la diferencia de que gobiernos anteriores tuvieron una actitud sumisa ante los Estados Unidos, que existe una buena parte de la población que añora un México vivo, fuertemente educado y dispuesto a trabajar, con ideales muy firmes.

¡Quien quiera ser parte de éste valor, sea bienvenido! Quien no, sépase que ya es minoría.

 

 

Deja un comentario