¿Qué le pasa a la clase media?

Aquella que sí paga sus impuestos, invierte en educación y se esmera en trabajar.



¿Dónde les cambiaron el chip?


Tal vez cuando entraron a estudiar a un Tecnológico de Monterrey, Itam, Iberoamericana, etcétera, los volvieron fresas, discriminativos, orgullosos, altivos, ambiciosos e individualistas. Es tanta su enagenación por el conservadurismo, que cuando se les explica se enojan y no entienden razones. Son un caso perdido si no cambia su actitud y buscan aprehender con h.


Algo que no ve la clase media es que la clase alta está tan distante que no se mezcla con ningún posible aspirante ya que son exclusivos y les gusta seguir siendo unos cuantos.


¿Cuál es la visión de la clase media?


La clase media hoy en día no sabe de dónde viene ni a dónde va, ha perdido su identidad, a pesar de sus maestrías y doctorados no reconocen una noticia falsa de la realidad. No oradan sus oídos y su vista es corta. Esto es lo que ocasionaron los padres que salieron a trabajar y dejaron a sus hijos en manos de las escuelas privadas donde no se les enseña la cooperación para el desarrollo sino la individualidad y la competición. Los padres ya no analizan si lo que se enseña en la escuela es acorde a la educación que se vive en casa, perdieron la percepción del ideal al convertirse en esclavos el hombre y la mujer de su trabajo.

La clase media está cansada de pagar impuestos, de deber tarjetas de crédito con las que pagan Netflix, su casa, carros y mil colegiaturas y su estatus no asciende, está caduca, envejecida, le da flojera pensar, no es participativa, está somnolienta, prefiere pagar que estar atento al común denominador. Que nadie lo moleste y cuando se sienta a querer distraerse un poco de la obligación, solo ve lo que la clase alta le muestra, digerido y «sencillito»; «los memes», «las mentiras» para que no necesite distinguirlas, discernirlas, rumiarlas y que en su mente quede solamente lo que quieren que este sector de la población sepa.


Antes viajaba a la frontera norte en fin de semana y cambiaba sus pesos a dólares; hoy, va a Sams y/o a Cotsco, compra en mayoreo pagando una membresía que le hacer creer que compra más barato y se acostumbra a hacer esa rutina. Sale a pasear al «mall», consume porque tienen el «poder de compra».


También la clase media está desinformada y se cree las calumnias infundadas en los medios de comunicación y las redes sociales, como la comparación en la inclinación de la torre de Pisa con la Torre de control del aeropuerto «Felipe Ángeles», e imagina que se caerá, basada en un twiter de un ciudadano x. Lo inaudito es que los medios de comunicación (La Silla Rota, Políticos Mx, 24 Horas, Publimetro, Grupo Fórmula entre otros) tomen la imagen sin confirmar la información y comenten… «México ya tiene su propia torre de Pisa», Sin ningún sustento técnico. Y la ciudadanía de clase media replica y replica, opinando y criticando sin saber si la fotografía uede producir un efecto visual.


Para aniquilar la noticia falsa, el Comandante del Aeropuerto «Felipe Ángeles» aseguró, que las imágenes difundidas en medios están manipuladas para aparentar la inclinación. El Oficial informa que la torre fue construida bajo altos estándares de calidad, sobre una superficie de 9,968 metros cuadrados, 88 metros de altura, equipada con tecnología de vanguardia para agilizar el tráfico aéreo de manera segura. Que la alineación vertical de la torre fue revisada con tecnología láser y seguimiento fotogramétrico mediante el empleo de drones, lo que permitió crear un mapa de puntos desde la cimentación hasta la parte superior. También se probó su verticalidad mediante otros procesos que descartaron cualquier inclinación, incluso fueron practicados después del sismo del 7 de septiembre de 2021 para comprobar que la torre no sufrió ningún daño.Puede una gota de lodo sobre un diamante caer; puede también de este modo su fulgor oscurecer; pero aunque el diamante todo se encuentre de fango lleno, el valor que lo hace bueno no perderá ni un instante, y ha de ser siempre diamante por más que lo manche el cieno. Rubén Darío


«Tomen para que aprendan».

Puede una gota de lodo
sobre un diamante caer;
puede también de este modo
su fulgor oscurecer;
pero aunque el diamante todo
se encuentre de fango lleno,
el valor que lo hace bueno
no perderá ni un instante,
y ha de ser siempre diamante
por más que lo manche el cieno.
Rubén Darío

Posdata: «La difícil tarea de educar por la práctica de la libertad y la luz nos alumbre para salir de la esclavitud del mundo». Orquídea Cruz

Deja un comentario